Reconéctate con tu interior

Casi todo el tiempo miramos fuera de nosotros en busca de la felicidad, de la forma correcta para llenar todos los vacíos existentes en la vida que se traducen en soledad, desasosiego, inconformismo, tristeza y todo lo que tenga que ver con carencia; sin duda la forma más fácil de encontrar culpables de todas esas emociones nefastas y el camino para evadir nuestra responsabilidad.

Es hora de encontrar la forma correcta de volver a casa, de dónde nunca debimos salir, porque es allí donde están todas las respuestas, el verdadero apoyo y la sabiduría que nos convierte en maestros de nuestra propia vida: Se trata de nuestro Interior!!!

Ahora decide caminar y reconectarte con tu interior a través de un trabajo diario que te permita estar presente y fluir en una misma dirección, la del amor. Comenzaremos por dejar claro en nuestra mente y corazón que el verdadero propósito de la vida es Ser feliz y estar en paz, independientemente de todas las metas y objetivos que tengamos, si partimos de esa base todo comenzará verse de una forma diferente.

No hace falta llegar a ninguna parte ni obtener nada para sentir la experiencia, así que te invito a que simplemente lo visualices como una realidad, que imagines cómo sería sentir la tranquilidad y la alegría que tanto has buscado y que guíes tu poder no hacia tus limitaciones sino hacia tus posibilidades.

Ahora Suelta, simplemente deja ir ese pasado al que le has permitido una y otra vez que te torture y te presione, cuando te reconectas con tu interior, con tu maestro, entiendes que todo aquello que querías controlar es lo que te ha controlado, que no vale la pena luchar sino valorar y aprender de lo difícil, tomando las riendas de esa felicidad que no está en otro lado sino en ti mismo.

Cuando hayas encontrado el reflejo de ti mismo, sin máscaras, ni temores de ver quien realmente eres, estarás preparado para elegir ver todo cuanto te pasa de una forma diferente, alejado de dramas y quejas, activando el poder interior y tu sabiduría personal. En ese momento el egoísmo de querer controlarlo todo se aparta para darle paso a un ser más consciente y amoroso, que da sin esperar nada a cambio, que da con alegría, que obtiene más dando que recibiendo.

Y por último, ten paciencia, libera el resultado y sigue tu intuición. Si trabajas con amor y en conciencia del aquí y el ahora activando el poder de tu interior, pronto recibirás las respuestas. Confía!!! Feliz Vida.

Espero tus comentarios y opiniones en felizcomobeatriz@gmail.com

También te podría gustar...