ColombiaOpinion

UN MILLÓN DE INDÍGENAS

Puedes compartir

Por Gerney Ríos González

Antropólogos y científicos de diferentes escuelas europeas y de nuestro continente, coinciden en afirmar que en el siglo XVI la población indígena americana ascendía a un millón de naturales, originaria de las migraciones asiáticas y africanas que, en el pasado remoto, centurias atrás, cruzaban por el norte del Estrecho de Bering, la ruta más probable de quienes habitaron esta tierra desconocida y misteriosa.

El crecimiento demográfico se “disparó” a partir del siglo XVII hasta nuestros días. La ciencia médica apenas tiene sus avances hace unos 200 años. La gran cifra de población mundial de siete mil 500 millones de habitantes es posible por la prolongación de la vida humana, gracias al progreso de la farmacopea.

El exterminio de la raza indígena comienza casi al mismo tiempo del descubrimiento de América en diferentes latitudes. Así, conocida la hazaña del navegante genovés Cristóbal Colón, ingleses, holandeses, vikingos, franceses, portugueses, alemanes y españoles, se aventuraron a explorar, ocupar costas y territorios interiores y explotar las riquezas del suelo, propiedad ancestral de esos ignotos pobladores.

Chistophorus Columbus, considerado el descubridor de América, el hijo de Doménico Colombo y Susana Fontanarrossa, nació en el año de 1451 entre la costa de Savona en Italia y Mónaco en la Riviera Francesa, controladas por la entonces república genovesa, estado independiente entre los siglos XVI y siglo XVIII. Esposo de la aristócrata Felipa Moniz de la Casa de Braganza, que reinó en Portugal de 1640 a 1910.

En el caso grancolombiano, originarios de los Llanos del Meta, integrados por los achaguas, betoyes, giraras, guahibos, guayupes, saes, sálivas y tunebos, habitantes del piedemonte, fusionador de las regiones andina, orinoquia y amazonia con el Escudo Guayanés, mar Caribe-océano Atlántico, fueron penetrados por teutones-germanos e hispanos a mediados del siglo XVI, quienes venían en busca de El Dorado.

Con la aparición de las primeras expediciones europeas en Casanare, Meta y Vichada, conducidas por los alemanes, Jorge de Espira y Nicolás de Federman en 1530, George von Speyer en 1534, Nikolaus von Federman en 1536, comenzó un proceso de dinamización económica y dominio geocultural, producto de la socialización del concepto de la existencia de inconmensurables riquezas al este de la región andina, la cual motivó igualmente que los conquistadores españoles irrumpieran en los territorios tricolores, geoeconómicamente estratégicos. En desarrollo de las vocaciones Caribe-Atlántico y Pacífico, hay necesidad de partir del año 1492 para tomar alguna orientación en el sacrificio masivo de la raza autóctona.

En 1577 Francis Drake, corsario inglés, explorador, comerciante de esclavos, político y vicealmirante de la Marina Real Inglesa, ocupó California en el norte de América a nombre de su reina Isabel. En 1620 el barco Mayflower con 102 colonos europeos peregrinos, más 33 de tripulación, ocupó Cabo Cod, bahía de Massachusetts; ya los nativos eran dueños de la tierra miles de años antes y habían visto en muchas ocasiones a los “carapálidas”. El arribo de estos, propició la fundación de la primera colonia británica en lo que actualmente es Nueva Inglaterra y la celebración del primer día de Acción de Gracias.

Walter Raleigh, (Guantarral), corsario, escritor, cortesano y político inglés que popularizó el tabaco en Europa, instauró al norte de Florida, la colonia con el nombre de Virginia en honor a su reina. Acuñó la frase imperial, “Quien posee el mar, posee el mundo entero”. En 1607, expedicionarios de la Compañía de Londres fundaron el Fuerte de Jamestown a la postre el primer asentamiento inglés en el actual territorio de Estados Unidos a orillas del río James. Su ubicación sobre una pequeña península y su forma triangular protegía a los invasores de la amenaza de los indígenas Powhatan y ataques de los barcos españoles.

El navegante y explorador londinense Henry Hudson que buscaba un camino hacia India, en 1609 descubrió el gran río en América del Norte. En el comienzo reinó la cordialidad entre indígenas y colonos. Los primeros enseñaron a pescar a los invasores, preparar alimentos, a cazar, el cultivo del maíz, a vivir en las estériles llanuras. Los inviernos las cubrían de nieve haciendo difícil la vida.

El genocidio de indígenas, cazados como animales salvajes pudo comenzar 18 años más adelante. Se cuenta del capitán John Mason quien con puritanos de Nueva Inglaterra fuertemente armados cayó sobre los Pequot en pleno sueño, los cercó en las empalizadas y prendió fuego a la comunidad. La masacre cobró la vida a 500 indefensos, “gracias a la divina Providencia,” según declaró Mason.

Wilmer Briñez CEO y director Valaguela.com Galardonado como Mejor Medio de Comunicación Comunitario del Distrito en la Gala de reconocimiento a la Participación por el IDPAC noviembre 2023, Premio Distrital de Comunicación Comunitaria 2021, líderes en generación de contenidos y audiencia certificada por el EMAC OLA 1 2023. Escríbenos en medios.sipuedo@gmail.com y síguenos en todas nuestras redes sociales

WhatsApp chat