Muchas vidas para aprender

Desde pequeña algo dentro me decía que esta vida era muy corta para vivir todo lo que una persona necesita, por eso sentía que estaba participando en una carrera contra el reloj, frustrada en ocasiones por no avanzar rápido en experiencias, conocimiento, éxitos y aunque ahora siento que a los 42 años ha rendido bastante, ahora mi concepto de “tiempo limitado” ha tomado un significado diferente desde que entendí que somos inmortales, por eso ya no le temo a la muerte.


A través de la sabiduría de muchos maestros espirituales cada vez se ha hecho más claro para mi el camino de la consciencia que aleja esa noción de tiempo e identificación para transformar el paso por este cuerpo-mente en un fluir y en una oportunidad para recordar el Dios que somos en esencia, que no necesita, que está completo.


Hace poco llegó a mis manos el tan famoso libro “Muchas vidas, muchos maestros” del reconocido psiquiatra y uno de los mayores autores de espiritualidad del mundo Brian Weiss que aportó a mi entendimiento una poderosa información sobre la muerte y la maestría que se debe adquirir en cada vida para nuestra propia evolución.


Quiero aprovechar este blog para compartir algunas lecciones que podrían hacerte click hacia un cambio de consciencia frente a tu vida y la forma en la que la vives, puede que con sólo leerlas no entiendas todo pero si algo te hace sentido ya tienes un primer paso para que empieces a trabajar en tu nuevo camino de Sabiduría personal.

1. Nuestra tarea consiste en aprender, en llegar a ser como Dioses mediante el conocimiento, por el conocimiento nos acercamos a Dios y entonces podemos descansar. Luego regresamos para enseñar y ayudar a otros. 

2. Los grupos de almas tienden a reencarnarse juntos una y otra vez, para elaborar el Karma (deudas para con otros y con uno mismo, lecciones que hay que aprender) a lo largo de muchas vidas.

3. Existen diferentes planos en distintos tiempos. Cada uno es un nivel de consciencia superior. El plano al que vayamos dependerá de lo mucho que hayamos progresado.

4. Debemos dominar los vicios de lo contrario se llevan a otra vida. Cuando decidimos ser lo bastante fuertes como para dominar los problemas externos, sólo entonces dejaremos de padecerlos en la vida siguiente.

5. La gente nace con talentos, capacidades y poderes adquiridos en otras vidas, pero con el paso del tiempo llegaremos a un punto en el que todos seremos iguales.

6. No tenemos derecho a interrumpir abruptamente la vida de alguien antes de que haya podido cumplir con su Karma. Sufrirán mayor castigo si los dejamos vivir. Cuando mueran y vayan a la próxima dimensión sufrirán allá y no tendrán paz. 

7. Nosotros elegimos cuándo entramos en nuestro estado físico y cuándo lo abandonamos. Sabemos cuándo hemos cumplido lo que se nos envió a cumplir.

8. Paciencia y tiempo, todo llega a su debido tiempo. Debemos aceptar lo que nos sobreviene porque la vida es infinita, jamás morimos, jamás nacimos, en realidad.

9. Si sabes mucho más que los otros, ten paciencia con ellos, no tienen el conocimiento que tú posees. Serán enviados espíritus en su ayuda, tú continúa sin temor.

10. Todo se trata de crecimiento continuo y aprendizaje. Nuestro cuerpo es sólo un vehículo para que utilicemos mientras estamos aquí. Son nuestra Alma y nuestro espíritu los que perduran por siempre.

Después de esto reafirmé, aunque de una forma más elevada, mi teoría de pequeña: “Esta vida es muy corta para aprender”… ahora sé que no es la única!!! 

Espero sus comentarios y opiniones a mi correo felizcomobeatriz@gmail.com

WhatsApp chat